Tuesday, September 27th, 2022

Activista no pudo abordar vuelo a Cuba por orden del régimen


El régimen cubano negó este miércoles la entrada a Cuba a la curadora de arte y activista Anamely Ramos a través de un mensaje enviado a la aerolínea estadounidense American Airlines, según denunció a través de una transmisión en directo desde el Aeropuerto de Miami.

“Yo vine hoy a American Airlines, tengo un pasaje para Cuba, y la aerolínea me dice que (el Gobierno de) Cuba mandó un mensaje diciendo que yo no puedo entrar a mi país. Estamos aquí discutiendo con la aerolínea, esperando que entiendan que independientemente del acuerdo que ellos puedan tener con el Gobierno cubano, yo soy residente cubana y no tengo residencia en otro país del mundo”, afirmó.

“Tengo una visa de turismo de una sola entrada a Estados Unidos, por lo tanto, no me puedo quedar aquí. Si ellos no me dejan subir en el avión están contribuyendo a que me quede ilegal en EEUU”, añadió.

“Aquí la relación de fuerzas está muy clara, ellos dicen que las aerolíneas estadounidenses hacen lo que (el Gobierno de) Cuba dice, pero si no me dejan montar en el avión están contribuyendo a que me quede ilegal en este país”, insistió Ramos.

“(El Gobierno de) Cuba está violando mis derechos y ellos están contribuyendo a eso. Yo no me voy a ir del aeropuerto, me voy a quedar a vivir en el aeropuerto porque voy a regresar a Cuba”, finalizó.

Horas antes de llegar al aeropuerto Ramos conversó con DIARIO DE CUBA sobre su decisión de viajar a la Isla y reconoció que suponía “un riesgo” para ella.

“Yo salí de Cuba para estudiar y nunca he concebido no regresar, y básicamente regreso por eso. Ante todo, porque soy cubana, porque nunca he pensado dejar definitivamente mi país y porque creo que las decisiones que deba tomar en mi vida deben ser mías, y no deban estar guiadas por la coacción de un régimen”, señaló Ramos, quien denunció en septiembre de 2021 amenazas desde un perfil anónimo de Facebook con ser impedida de entrar a Cuba si continuaba con su activismo contra el régimen.

“Yo sé al país que regreso. Yo no tengo la más mínima ingenuidad respecto a eso, porque yo misma he estado denunciando, compartiendo y acompañando a muchas de las familias de los presos, que son cientos. Y además, por mi cercanía con Maykel (Castillo ‘Osorbo’) y con Luis (Manuel Otero Alcántara) pues también sé de lo que son capaces. Yo regreso a esa Cuba. No sé cuánto tiempo voy a estar en Cuba, porque tampoco es un regreso definitivo como mismo no es una salida definitiva. Yo creo que la palabra definitiva hay que erradicarla de nuestro vocabulario”, señaló la activista, miembro del Movimiento San Isidro.

“El tiempo que esté en Cuba haré todas las cosas que yo siempre he hecho, lo mismo a nivel personal que a nivel público o civil o social”, aclaró y enfatizó que su compromiso con Maykel Osorbo y Otero Alcántara está intactos. “Son mis hermanos”, expresó la activista que ha vivido junto a los dos artistas innumerables situaciones represivas en la Isla, y la experiencia del acuartelamiento en noviembre de 2020, en la sede del MSI.

“Pero sobre todo regreso porque es mi derecho, porque el derecho a regresar no debería nadie arrebatarnos. Y no siento ningún tipo de miedo. Lo que siento es alegría, porque tomé la decisión que creo correcta y porque creo que voy hacia la libertad, es decir independientemente de lo que pase conmigo, creo que la libertad está justamente en decidir por uno mismo, respeto el camino que uno ha llevado y a quién uno es. Y cuando eso está violentado por las razones que sea, entonces uno no puede ser feliz. Entonces yo voy hacia la libertad y la felicidad siempre, independientemente de lo que el poder en Cuba, ese poder ilegítimo, mafioso, injusto, haga”, declaró la activista.



Source link